Y SI ME EQUIVOCO ???

No has tenido  nunca la sensación de pasar más tiempo del debido buscando “LO MEJOR”???
Siempre recuerdo a una chica que cada junio le proponía a su madre un curso de verano para matricularse, la madre contestaba “me parece bien…¿pero estás segura de que es el mejor?”. En ese momento un mar de dudas le hacían seguir buscando y buscando, total, pasaba el plazo de inscripción y ¡ otro verano sin matricularse!!!!!!!

Está clarísimo que no nos podemos conformar con lo primero que nos pasa por delante, que no podemos ser ingenuos y pensar que sin la preparación adecuada se nos van a presentar oportunidades interesantes, y tampoco conviene para nada ser impulsivos!!!!!

Lo primero que debemos tener en cuenta es que la mayoría de niños y jóvenes que se están formando actualmente deberán llevara delante proyectos laborales sobre temas que hoy no sabemos ni que existen. Un dato interesante es el numero de niños menores de 10 años que están matriculados en clases de chino…me parece genial!!!! Aprender nuevos idiomas es un gran ejercicio neuronal con beneficios incalculables, i más en un idioma con las características del chino…pero estamos seguros que estos niños utilizaran el chino para posicionarse en el mundo laboral? Lo importante es saber cuál es nuestro objetivo!!!!

Y estos ejemplos nos serán útiles para enfocar el tema de hoy, el trato que le damos a los errores.

Tradicionalmente se ha visto el error como algo negativo, es más en algunas ocasiones la gente tiende a no reconocer o esconder sus errores.

Y, aunque es evidente, que equivocarse no es nuestro objetivo cuando nos levantamos por la mañana…parece que podemos enfocar el tema de otra manera.

Un ejemplo es el libro de Pilar García de la Granja “¡ Me equivoqué !”. En él reconocidos empresarios y directivos de primera línea nos cuentan alguno de sus errores profesionales y lo que han aprendido de ellos. Entre los directivos se encuentran Isidre Fainé, José Manuel Lara, Ricardo Fornesa, Juan Maria Nin, Luis Valls Taberner…como podéis ver, si ellos se molestan en reconocer y contar alguno de sus errores  es evidente de que están muy seguros de los aciertos que han podido obtener gracias al error!!!!

Por otro lado Salim Ismail, director de Singulary University nos cuenta que en  Silicon Valley los errores forman parte del acierto, “un buen error te prestigia”, “  allí invierten en errores, porque mientras tú y tu proyecto os equivocáis, mejorarás cosas que a ellos les interesan. Y allí trabajas con otros que también cambian el mundo.
”

¿Cómo puede ser que enfoquemos el error de maneras tan diferentes? ¿ Que es más importante, obsesionarse en buscar la mejor formación para nuestro trabajo o equivocarnos?

Como siempre, creo que en el punto medio podemos encontrar la mejor solución.

Primero de todo conozcamos nuestros puntos fuertes, relee el post “Conoce tus inteligencias…” de nada nos servirá caminar hacia objetivos para los que aún no estamos preparados. Una vez tengamos claro el objetivo y nuestras fortalezas, busquemos los recursos y la formación que nos hace falta, ni más ni menos! Y por último, una vez llegados a éste punto,

no tengamos miedo a equivocarnos, no nos llevará a ningún lado!!!!

A partir de aquí debemos celebrar todos nuestros aciertos y “reciclar” nuestros errores para que en el fondo acaben siendo la base de aciertos futuros.

¿Eres capaz de pensar en unos de tus errores recientes y transformarlo en la base de un nuevo proyecto?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver más

  • Responsable: El titular del sitio.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.