tecnica_tres_dedos

Como podéis suponer, después del último post  COMO VAS DE FRENEMIGOS? es casi obligatorio embarcarnos en uno de los trabajos más importantes  ¡CUIDAR DE NUESTROS AMIGOS!

Pero también os digo que de este tema hablaremos en más de una ocasión. Nuestros amigos, cómo cuidar nuestras relaciones… merece la pena tomarnos nuestro tiempo.

Un día hablando con un Doctor de confianza sobre este tema me decía: no sabes la cantidad de pacientes que veo con problemas derivados de las relaciones de amistad… Sobretodo de lo que él llamó amistades de “nueva generación”, aquellos a los que hace relativamente poco que conocemos pero consideramos nuestros íntimos amigos.

Ya sean de nueva generación o de toda la vida, una de las cosas que condicionan nuestras relaciones son los comentarios TÓXICOS que hacemos entre amigos .Y sentirnos juzgados, traicionados, o incomprendidos por alguien al que consideramos nuestro amigo, nos hace sentir mal, muy mal!!!!

Y en el fondo porque son frecuentes este tipo de comentarios,¿ qué creemos que aportan a nuestra amistad? Nada,absolutamente nada!

Por tanto pongámonos manos a la obra, comencemos por una historia:

En la antigua Grecia, Sócrates fue famoso por su sabiduría y por el gran respeto que profesaba a todos.

Un día un conocido se encontró con el gran filósofo y le dijo:

– ¿Sabes lo que escuché acerca de tu discípulo?

Espera un minuto – replicó Sócrates. Antes de decirme nada quisiera que pasaras un pequeño examen. Yo lo llamo el examen del triple filtro.

– ¿Triple filtro?

-Correcto -continuó Sócrates. Antes de que me hables sobre mi amigo,
puede ser una buena idea filtrar tres veces lo que vas a decir. Es por eso que lo llamo el examen del triple filtro. El primer filtro es la verdad. ¿Estás absolutamente seguro de que lo que vas a decirme es cierto?

No -dijo el hombre-, realmente solo escuché sobre eso y…

Bien -dijo Sócrates. Entonces realmente no sabes si es cierto o no.

Ahora permíteme aplicar el segundo filtro, el filtro de la bondad. ¿Es algo bueno lo que vas a decirme de mi discípulo?

– No, por el contrario…

Entonces, deseas decirme algo malo sobre él, pero no estás seguro de
que sea cierto.

Pero podría querer escucharlo porque queda un filtro: el filtro de la
utilidad. ¿Me servirá de algo saber lo que vas a decirme de mi discípulo ?

No, la verdad que no.

– Bien -concluyó Sócrates-, si lo que deseas decirme no es cierto, ni
bueno, e incluso no es útil ¿para qué querría saberlo?

Con lo cual un primer ejercicio super eficaz es comenzar a aplicar el triple filtro con nuestros amigos.

Conseguiremos sentirnos bien, hacer un comentario falso,malo y poco útil no deja a nadie con buen gusto de boca. Y sobretodo habremos dado un primer gran paso para comenzar a cuidar a nuestros amigos, después de éste vendrán otros también muy importantes pero lo importante es que ya hemos hecho el primero!!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver más

  • Responsable: El titular del sitio.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.